Hallan en Jerusalén sellos con nombres de reyes bíblicos

Nuevos hallazgos muestran la presencia de nobleza de procedencia israelita en la capital del reino de Judá cien años después de la caída de Samaria.

El sello se encuentra muy bien conservado, a pesar de tener más de 2.500 años de antigüedad

La Autoridad de Antigüedades de Israel ha anunciado el hallazgo de piezas y sellos de arcilla de hace más de 2.500 años en Jerusalén. Estos sellos llevan nombres vinculados a los reyes de Israel que aparecen descrito en la Biblia. Los sellos de arcilla se utilizaban en Jerusalén, la capital del Reino de Judá, para las cartas y documentos que se enviaban. En el sello figuraba la marca o el nombre del remitente, aportando una valiosa información a los arqueólogos e historiadores sobre la vida y las costumbres en las ciudades de este período. Estos sellos se hallaron en las excavaciones que se están realizando en la localización donde se hallaron muros y objetos con restos de la destrucción que se produjo en Jerusalén por la invasión babilónica, en el 586 a.C. Entre las docenas de elementos se encuentra el singular hallazgo de un sello intacto, con el nombre de “Ahiav ben (hijo de) Menahem”, nombres que en la Biblia apuntan a dos reyes de Israel, reino que cayó en el 722 a.C. a manos de Asiria. Por eso, es llamativo que el sello se ha encontrado en la que entonces era la capital del Reino de Judá, Jerusalén.

Joe Uziel, el arqueólogo encargado de la excavación en Jerusalén

Según el codirector Ortal Chalaf, estos nombres israelitas y otras conclusiones apuntan a la posibilidad de que después de la destrucción de Israel a manos de Asiria, algunos refugiados huyeron del Reino de Israel para el Reino de Judá, y se establecieron en Jerusalén. Después de asentarse, “el uso de sus nombres en la correspondencia oficial muestra que estos israelitas ganaron importantes papeles en el gobierno de Judá”, considera Joe Uziel, director de la excavación. En el caso de Menahem, este nombre se encuentra en el 2º libro Reyes 15. En cuanto a Ahiav, es similar al nombre de “Ahab” o “Acab”, otro de los famosos reyes de Israel. Uziel considera que el uso de este nombre al parecer era bastante común tanto en Israel como en Judá, y así se refleja además en otras citas de Jeremías y también en fuentes extrabíblicas, como Flavio Josefo.

FUENTES:  The Times of Israel / BiblePlaces / protestantedigital
Esta entrada fue publicada en Noticias. Guarda el enlace permanente.